The Weather Project (2003)

The Weather Project, instalación montada en la Turbine Hall de la Tate Modern, era un proyecto que recreaba un clima específico. El techo de la sala estaba cubierto por espejo que creaba un cielo a través del reflejo de lo que cubría. Al fondo de la sala había un semicírculo formado por cientos de lámparas que, al reflejarse en el techo, representaba un sol radiante que unía el espacio real con el reflejo. Bruma llenaba el espacio, la cual se acumulaba durante el día formando una especie de nubes, hasta disiparse por el espacio. Las lámparas emitían luz a tan baja frecuencia que sólo podían verse los colores negro y amarillo, así se transformaba el campo visual alrededor del sol en un paisaje de dos tonos.

 

Eliasson utilizó el omnipresente tema del clima como base para explorar ideas sobre experiencia, mediación y representación. El proyecto era una máquina que creaba un nuevo contexto dentro de un ambiente completamente distinto, recontextualizaba un fenómeno natural. La pieza buscaba alentar al espectador a reflexionar sobre el entendimiento y la percepción del mundo físico que lo rodea. El momento de percepción, cuando el espectador hacía una pausa para considerar lo que estaba experimentando, ha sido descrito por Eliasson como ‘verse a uno mismo percibiendo’.

Olafur Eliasson.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s